Platos muy especiales para alegrar los paladares de nuestros mayores.

DESPUÉS DE LOS MENÚS ESPECIALES DE NAVIDAD, ESTE MES NO SE USARÁ LA BÁSCULA EN LA PINARILLA.

Todos los departamentos que forman  La Pinarilla son fundamentales. Todos sin excepción. No cabe duda que los profesionales que implican la atención directa al mayor son los que más contacto establecen con los usuarios en el día a día, pero hay un departamento formado por trabajadores que pese a que no suelen moverse por las salas comunes ni presencian la mayoría de los aspectos rutinarios de nuestros residentes suponen uno de los aspectos más atractivos para ellos. Este departamento es el de la cocina.

Sin lugar a dudas el comer es algo más que alimentarse. Compartir el momento comida con otros es una actividad con muchos e importantes significados. Uno de ellos es integrarse con los demás residentes y comunicarse. Se trata de un ritual para compartir.

Los rituales son situaciones que se repiten cotidianamente. Permiten saber qué va a pasar y principalmente crean seguridad. Este aspecto es sumamente importante durante la crianza de nuestros mayores crearles ambientes de seguridad.

La alimentación es una de las necesidades básicas para la vida y un derecho inalienable de todas las personas. Pero el acto de comer es mucho más que alimentarse: es un momento de comunicación, de transmisión de tradiciones y cultura y, también, de transferencia de afecto y enriquecimiento de los vínculos.

Convertir el acto de comer en un estímulo para todos los sentidos, es fundamental que los mayores asocien este momento con una sensación placentera.

Y nosotros somos conscientes de ello y por eso centramos nuestros esfuerzos en pro del disfrute de nuestros usuarios.

Siempre teniendo en cuenta sus intereses, gustos y preferencias, pero también intentando innovar, cambiar, introducir nuevos sabores y cuidando cada detalle. Todos los aspectos que ellos mismos identificaban como prioritarios para garantizar su bienestar y satisfacción en el acto de comer. Aquí os dejamos algunas imágenes para que podáis ver el resultado este año:

Por tanto en la organización de toda la planificación de la época Navideña tuvo gran peso la confección de los menús para estos días tan especiales.

En la festividad de Nochebuena, Navidad, Nochevieja, Año Nuevo y el día de Reyes nuestros mayores pudieron disfrutar de unos menús especiales donde el ingrediente principal que condimentaba todos los platos fue el amor que aportaron cada uno de los profesionales de que forman parte del departamento de cocina.

Desde aquí queremos daros la enhorabuena por el gran resultado de esos maravillosos menús y agradeceros enormemente el gran trabajo de cada uno de vosotros, aportando ingenio, creatividad y gran implicación por lo que hacéis. ¡Formáis un gran equipo!